46. Inexplicable

9 de Febrero, 2009

Hoy me cuesta seguir como si nada. Fue un día raro y por hoy voy a romper con la prolija cronología con la que venía contando mi historia para contar algo actual. Sepan disculpar pero pasó algo que me golpeó bastante y no puedo hablar de otra cosa, al menos no ahora. Hace unos cuantos meses ya, conocí a un flaco por el facebook. Lindas fotos, 32 años, separado, 2 hijos. Hablamos un tiempo y salimos. Me gustó, le gusté. Nos caímos bien. Salimos 3 o 4 veces y todo estaba bien, o casi bien. No parecía la persona ideal para mí, pero se dió así, la pasamos bien juntos. Después se borró un poco, pero al tiempo seguimos hablando, y volvimos a vernos una o dos veces más, algo casual, sin mucho compromiso. Era un flaco lindo, cariñoso, alegre. Hablaba mucho de sus hijos y les dedicaba mucho tiempo, parecía un buen padre. Un tiempo después La Morocha, me comenta que Pitu, una amiga de ella, lo vió entre mis contactos de facebook y le preguntó: era su primo. Me reí de la casualidad, qué chico es el mundo, pensé, pero quedó ahí. Con él hablamos una o dos veces más, le conté lo de su prima, se rió también. Yo le había contado el primer día que nos vimos de la relación que tengo con el hijito de pitu sin saber que era su sobrino, que loco. Hoy a la tarde me llama La Morocha y en seguida me dí cuenta que pasaba algo. Le pregunté que pasaba y me contó. Me contó que la llamó Pitu para contarle que a la madrugada su primo tuvo un accidente con el auto y falleció.

-¿El primo de Pitu? ¿El que salió conmigo?

-Sí, ese mismo.

-No te lo puedo creer…

Lo cuento tal como pasó y todavía estoy tratando de entenderlo, pero estas cosas con así, incomprensibles. Me quedé toda la tarde pensando en eso. Podría no haberme enterado, pero se dió así. Imposible no pensar en esos dos chicos… Y en las marcas que podemos dejar o no en las vidas de los que cruzan las nuestras.

Me fui a visitar a La mamá de Mi Sobri, y a mi sobrinita que tiene apenas un mes y medio, me quedé toda la tarde con ellas pero me costó dejar de pensar. Volví a casa de noche ya, todavía conmovida. Sola en la parada del colectivo me puse a pensar en estas cosas. Lo difícil que es entender que alguien que estaba puede no estar más. Lo difícil que es tener hijos, cuidarlos y pensar que algún día uno puede no estar más para ellos. Miré la luna, llena, hermosa y me sentí sola, muy sola. Como cada vez que estoy triste y no hay nadie a mi lado que le importe como estoy, que me de un abrazo…

Ir a Post siguiente: ¿Soy una mala amiga? (2).

Anuncios

6 comentarios en “46. Inexplicable

  1. No paro de mirar sus fotos, no puedo creer haberlo visto en un cajon, me acerque a verlo mas de 15 veces, tal vez para convencerme que estaba ahi, rogando profundamente que se despertara y se cagara de la risa de todos nosotros en nuestras propias caras, como solo el haria
    Pero no, lamentablemente no sucedio
    Gracias por el parentesis en tu historia para recordarlo
    Te mando un beso grande

    1. Pitu: Lo pensé mucho antes de escribirlo, pero no podía hacer otra cosa. La verdad por más que lo pienso sigue pareciendome inexplicable. Y no podía seguir escribiendo como si nada, asi que me salió asi.
      Te mando un besote y espero que la pena se pase, en algun momento.
      Acá tenes una oreja amiga, (o casi) si la necesitas.

      D

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s